Full width home advertisement

Destacado

Industria

Mundo

Colombia

Latinoamérica

Post Page Advertisement [Top]

Con la intención de mantener las capacidades de las Fuerzas Militares que les permitan cumplir con su mandato constitucional de velar por la seguridad y defensa de los colombianos, el Ministerio de Defensa adquirió 55 vehículos blindados General Dynamics LAV III que complementarán 32 vehículos similares que operan actualmente con el Ejército Nacional de Colombia.

El negocio que fue realizado a través de la agencia gubernamental Canadian Commercial Corporation (CCC), está avaluado en 305 millones de dólares, y cubre la entrega de 55 vehículos blindados de transporte de personal para las unidades de Infantería Mecanizada del Ejército Nacional, los cuales vendrán equipados con una estación remota de armas con cañón de 30mm.

Las unidades blindadas LAV III fueron adquiridas mediante un proceso de contratación directa y tras su llegada al país entrarán a formar parte de la Fuerza de Tarea de Armas Combinadas Mediana desplegada en los departamentos de Guajira y Cesár, zona fronteriza con Venezuela, donde sustituirán las viejas unidades blindadas tipo TPM-113 del Ejército Nacional de Colombia.

Esta compra era una adquisición prioritaria del Ministerio de Defensa Nacional y le da al Ejército Nacional nuevas capacidades de maniobra y poder de fuego frente a amenazas transnacionales e incrementa el poder disuasivo de la institución. 

La versión del LAV III adquirida por Colombia incorpora mejoras en materia de protección y armamento. Los blindados estarán equipados con un casco doble tipo V y blindaje adicional que protegerán a la tripulación contra explosiones de minas y artefactos explosivos improvisados. 

Esta adquisición se realizo bajo el proyecto de fortalecimiento estratégico llamado Sistema Integral de Defensa Nacional (SIDEN), que se implementó como un mecanismo en donde se define la forma de operación conjunta de las Fuerzas Militares, así como las capacidades requeridas en el mediano y largo plazo para atender los retos operacionales en materia de defensa y seguridad nacional.

Como parte de las acciones encaminadas a la implementación del SIDEN, el Consejo Superior de Política Fiscal (CONFIS) aprobó en el año 2022 recursos en un horizonte de tiempo a 10 años (2022-2032) para comprar armamento y plataformas asociadas con capacidades que entraron en obsolescencia.

El total de los elementos adquiridos (para la tres Fuerzas Militares) tuvieron una inversión de alrededor de $5.2 billones de pesos.  Estos nuevos elementos para la defensa nacional incluyen capacidades de movilidad y maniobra blindada mediana para el Ejército Nacional, como son los 55 vehículos 8x8 blindados y 3 baterías de artillería autopropulsada Elbit Systems  ATMOS por un costo total de $406 millones de dólares.

La Fuerza Aérea remplazará el obsoleto sistema de defensa antiaérea con el que cuenta el país con el sistema de defensa aérea basado en misiles IAI Barak MX y dos plataformas de defensa electrónica que tuvieron un costo de $222 millones de dólares.

Y para la Armada de Colombia, a través de un convenio interadministrativo suscrito entre esta fuerza y COTECMAR se construirá una fragata (Plataforma Estratégica de Superficie), una Patrullera Oceánica y un Buque de Apoyo Logístico, por valor de $2.1 billones de pesos. Esto permitirá, además, impulsar el desarrollo de la industria naval, marítima y fluvial.
El Ejército de Colombia compró 55 blindados LAV III armados con cañón de 30mm por 305 millones de dólares