Full width home advertisement

Destacado

Mundo

Industria

Colombia

Latinoamérica

Post Page Advertisement [Top]

El secreto y altamente clasificado programa de combate Next Generation Air Dominance (NGAD) de la Fuerza Aérea de los Estados Unidos (USAF) ha comenzado su fase crucial de desarrollo de ingeniería y fabricación, dijo el miércoles el secretario de la USAF Frank Kendall. Este enigmático avión de combate de sexta generación se convertirá en el nuevo caza que reemplazará a los avanzados aviones de combate F-22 Raptor y F-35 Lighting II.

El funcionario anunció que el programa NGAD, que incluye una nueva plataforma similar a un caza tripulado, drones de combate colaborativos asociados, armas, sensores y arquitectura de comunicaciones, comenzó su programa de ingeniería, fabricación y desarrollo (EMD). El objetivo, dijo, es convertir al NGAD en una capacidad real antes del 2030.

“Hemos comenzado el programa EMD para construir el avión de desarrollo que llevaremos a producción”, dijo Kendall durante una charla en la Heritage Foundation este miércoles por la tarde. "El pistoletazo de salida de este programa y sus muchas otras facetas está comenzando en estos momentos. Creemos que tendremos la capacidad para el final de la década” destacó el funcionario.

La Fuerza Aérea había trabajado previamente en "un prototipo experimental" de la aeronave, dijo Kendall. “Así que básicamente teníamos un programa X-plane, que fue diseñado para reducir el riesgo en algunas de las tecnologías clave que necesitaríamos para un programa de producción”.

El NGAD también podría ser el programa de aviones más caro de la historia. Kendall dijo a los legisladores en abril que el costo de cada avión probablemente rondaría los varios cientos de millones de dólares.

Para su desarrollo durante el año fiscal 2023, la Fuerza Aérea de los Estados Unidos solicitó al Congreso casi $1700 millones de dólares con el fin de avanzar en el programa NGAD, incluidos $133 millones destinados a rubros de investigación, desarrollo, pruebas y evaluación.

El NGAD es una iniciativa amplia que tiene como objetivo crear un "sistema de sistemas" que garantice el dominio aéreo táctico de los EE.UU. en las próximas décadas. Incluye una plataforma altamente adaptable y opcionalmente tripulada que posee un alcance de operaciones sustancial, capacidad de supervivencia mejorada y capacidades de sensores modulares de próxima generación.

El programa NGAD “no se trata solo de la plataforma, sino de lo que llamamos la familia de sistemas”, dijo. “Parte de esa familia de sistemas serán aviones de combate sin tripulación”.

Kendall dijo que se pensara en ello como una combinación de un avión pilotado que vuela con cuatro o cinco aeronaves no tripuladas que son controladas por el piloto “y se usan juntos como una formación operativa”.

Desde hace varios años la Fuerza Aérea de Estados Unidos finalizó los requisitos tecnológicos para que el nuevo y ultramoderno avión de combate entre en servicio en algún momento de la década del 2030. 

El nuevo caza reemplazará al Raptor F-22 y mantendrá la superioridad aérea estadounidense en futuros conflictos. El caza de sexta generación incorporará una serie de nuevas tecnologías que por ahora sólo existen en la mesa de diseño.

El programa diferirá de los F-22 y F-35 radicalmente con el fin de hacerle frente a las nuevas realidades estratégicas. 

El diseño del nuevo avión tendrá un especial énfasis en el alcance, con el fin de volar misiones de escolta para los bombarderos B-2 "Spirit" y B-21 "Raider" sobre Rusia y China en el teatro de operaciones de Asia-Pacífico. Este tipo de misiones eran impensables hace apenas cinco años.

Se estima que el nuevo avión también será furtivo y probablemente perderá los estabilizadores verticales que son estándar en todos los aviones de combate en la actualidad. Estas superficies aerodinámicas son los principales impedimentos para lograr un sigilo verdadero contra varios tipos de radares, y por esta razón fueron abandonados en el diseño del bombardero B-2 "Spirit" y de numerosos drones desarrollados en la actualidad.

La USAF también está desarrollando el proyecto llamado "Air to Air Dominance" que reemplazará los misiles de mediano alcance AIM-120 AMRAAM, que actualmente están siendo sobrepasados por misiles rusos y europeos como el Meteor.

La cereza en el pastel de este avión futurista será el empleo de armas láser que tendrán una gran capacidad destructiva, pero para llegar a eso, los ingenieros de la división de proyectos especiales, deberán resolver el problema del manejo de la energía y la disipación de calor a bordo de la aeronave.
Estados Unidos avanza en los trabajos de ingeniería, fabricación y desarrollo de su nuevo caza de sexta generación NGAD.
Webinfomil.com Actualidad, Seguridad y Defensa.
¡Síguenos en Facebook y en Twitter y no te pierdas de nuestras más recientes noticias!