Full width home advertisement

Destacado

Industria

Mundo

Colombia

Latinoamérica

Post Page Advertisement [Top]

La Agencia de Adquisición de Defensa de Francia (DGA) ha ordenado siete nuevos buques de patrulla en alta mar (OPV, por sus siglas en inglés) el 17 de noviembre de 2023, como parte del programa "Patrouilleurs Hauturiers" para la Marina Francesa (Marine Nationale). Esta orden está vinculada a tres contratos por un valor total de 900 millones de euros.

El contrato de producción fue otorgado al grupo temporal de empresas compuesto por CMN, PIRIOU y SOCARENAM. NAVAL GROUP recibió un contrato para la gestión del proyecto y suministro del sistema de gestión de combate, mientras que THALES también fue premiado con un contrato para equipar los primeros siete OPV con equipos de vigilancia marítima de última generación.

La ley de planificación militar francesa para el periodo 2024-2030 establece que se deben poner en servicio diez OPV de nueva generación para 2035, con una primera entrega prevista para 2026. Estos OPV reemplazarán a los patrulleros (conocidos como PHM en la Marina Francesa) con base en Brest y Toulon, así como a las patrulleras de la clase Flamant (PSP) con base en Cherburgo.

En un comunicado de prensa, la DGA explicó que, en un contexto marcado por el aumento del tráfico marítimo y el endurecimiento de las amenazas en el mar, los barcos de patrulla cumplen un espectro muy amplio de misiones, como apoyo a la disuasión, presencia en áreas de soberanía e interés, evacuación, protección, escolta e intervención en acciones estatales en el mar.

Adaptados a un entorno semi-permisivo, se espera que los OPV se destaquen por su capacidad sólida de procesamiento de información, eficiencia en la navegación y la capacidad de desplegar a largo plazo un helicóptero o un dron adecuado para misiones aeromarítimas.

Naval Group, como arquitecto industrial del proyecto, está a cargo de definir la arquitectura del buque armado y los estudios de diseño. Los estudios preliminares de diseño comenzaron en octubre de 2020 y los estudios de diseño detallados se completaron en octubre de 2023.

Según informa Naval News, los nuevos OPV aportarán una mejora significativa a la Marina Francesa en comparación con los buques en servicio, que están envejeciendo considerablemente. La clase D'Estienne d'Orves de avisos ingresó al servicio en la década de 1970 (los seis buques de la clase que aún están en servicio ingresaron a la flota francesa a principios de la década de 1980, lo que significa una vida útil de más de 40 años).

Los OPV Patrouilleurs Hauturiers tendrán un desplazamiento de aproximadamente 2,400 toneladas, superando los requisitos iniciales que pedían un desplazamiento de alrededor de 2,000 toneladas. Los buques podrán acomodar hasta 84 personas (tripulación + pasajeros) y tendrán un alcance de 6,000 millas náuticas. También podrán albergar las nuevas RHIBs de próxima generación de la Marina Francesa (EDO 4G y ETRACO NG) y el helicóptero HIL / Guépard Marine (H160M). El puente panorámico ofrecerá una vista de 360° de los alrededores del buque.

Estos buques contarán con sensores modernos como el sonar montado en el casco Bluewatcher, el radar de vigilancia NS50 y el sistema de identificación amigo/enemigo IFF. Se espera que también estén equipados con el nuevo sistema de cañón naval Rapidfire de Nexter y Thales. Naval Group suministrará el sistema de gestión de combate SETIS-C y el sistema operativo automatizado de buques superficiales Shipmaster.
Francia ordena siete nuevos Patrulleros Oceánicos para la Marina Nacional