Full width home advertisement

Destacado

Mundo

Industria

Colombia

Latinoamérica

Post Page Advertisement [Top]

La próxima ministra de Ambiente designada por el presidente electo Gustavo Petro, anunció en días pasados que el nuevo gobierno suspenderá la exitosa Operación Artemisa, una estrategia militar implementada por el presidente Iván Duque contra la agresiva deforestación criminal que depreda las selvas de Colombia.

Susana Muhamad, en diálogo con Noticias Caracol aseguró que le iba a poner un freno a esta estrategia: “Cambia el enfoque que pasa de la militarización al proceso de conservación ambiental y a buscar concertaciones sociales, en el marco de la implementación del Acuerdo de Paz en esas zonas de fronteras y de confrontación, para que el Estado en conjunto, no solo el Ministerio de Ambiente, genere garantías sociales y económicas a los campesinos”.

De acuerdo con Muhamad, el diálogo que adelantarán con las comunidades irá más allá de frenar la deforestación. También buscarán un mejor control de los cultivos ilícitos, en donde, advirtió, no se podrán realizar aspersiones con glifosato: “Estas aspersiones están prohibidas y el gobierno no ha cumplido con las condiciones habilitantes”.

En una entrevista con el diario El País, Muhamad agregó que "La Operación Artemisa, que ha generado mucha tensión social y política en los territorios donde se ha aplicado. Artemisa deja estigmatizado al sector ambiental frente a las comunidades, porque es una lógica de militarización de la conservación. He recibido, con preocupación, que funcionarios de parques nacionales se sienten vulnerables en ciertos territorios porque las comunidades los ven como copartícipes de esas acciones militares. Tenemos el gran reto de recuperar la confianza de esas comunidades".

Y planteó implementar los acuerdos firmados con las FARC como estrategia para frenar la deforestación en Colombia: "Hay que implementar el acuerdo de paz. Ésa es la principal estrategia, porque se está disparando la deforestación en territorios que eran regulados en la lógica de la guerra. Al salir las FARC, quedaron a merced de economías ilícitas y el Estado no llegó a controlarlos. ¿Qué tenemos que hacer? Llegar integralmente con todo el Estado a respaldar a las comunidades campesinas que hoy son utilizadas en masivas operaciones de deforestación. Eso pasa por la reforma rural integral, el Punto 1 del acuerdo de paz: titulación de las tierras para esas comunidades, obviamente no en las zonas sensibles ecológicamente ni en los parques nacionales. Necesitamos acuerdos sociales de fondo y, como dicen los campesinos, garantías para poder vivir bien. Eso implica generar un uso sostenible de los bosques y que las comunidades se beneficien de la conservación en términos de turismo, de bioeconomía, de aprovechamiento forestal sostenible. Por ahí pasa, por lo menos, el 40% del problema."

Sobre el tema, el ministro de Defensa Nacional, Diego Molano, dijo que esta iniciativa debería ser tenida en cuenta por la entrante administración por los resultados que ha entregado.

"Cuando tengan la posibilidad de conocer la campaña Artemisa, se dan cuenta del potencial que tiene para combatir a las estructuras criminales que deforestan la selva amazónica y cometen otros delitos. Por ejemplo, logramos que 'Iván Mordisco' y 'Gentil Duarte' fueran imputados por el delito de ecocidio", expresó Molano.

Destacó el funcionario saliente que "es una operación que ha permitido la articulación de más de 23 mil hombres de la Fuerza Pública. En el primer semestre de 2021 se logró bajar las cifras de deforestación. Los resultados son importantes, en la medida que lo conozcan a profundidad valorarán y complementarán con otros énfasis que quieran".

Destacó el funcionario saliente que "es una operación que ha permitido la articulación de más de 23 mil hombres de la Fuerza Pública. En el primer semestre de 2021 se logró bajar las cifras de deforestación. Los resultados son importantes, en la medida que lo conozcan a profundidad valorarán y complementarán con otros énfasis que quieran".

Gracias a las acciones de la campaña Artemisa, una de las grandes estrategias del Gobierno Nacional para la protección del medio ambiente, se han recuperado 21.480 hectáreas de bosque en diferentes regiones del país.

Artemisa ha desarrollado 13 fases y un trabajo articulado entre la Fiscalía General de la Nación, el Escuadrón Móvil de Carabineros, la Policía, el Ejército Nacional y los ministerios de Defensa y de Ambiente y Desarrollo Sostenible. La campaña continuará salvaguardando la biodiversidad colombiana y luchando contra la deforestación.

El año pasado, Artemisa fue declarada por el presidente de la República, Iván Duque Márquez, como una acción permanente, así mismo, el jefe de Estado anunció que esta campaña se extenderá a los océanos, esto como muestra del compromiso del Gobierno  Nacional por la protección, conservación y restauración de los ecosistemas estratégicos del país.

Para este año, y con el fin de continuar protegiendo los recursos naturales, las acciones de recuperación de bosques estarán enfocadas en 13 Núcleos Activos de Deforestación (NAC) priorizados: Marginal de la Selva-Yaguará II, Calamar-Miraflores, Mapiripán, Catatumbo, Nukak, Parque Nacional Natural Chiribiquete, Paramillo, Macarena Norte, Yarí Sur, Putumayo Norte, Serranía de San Lucas, Pacífico Norte y Pacífico Sur.
Gobierno Petro suspenderá la Campaña Militar 'Artemisa' que buscaba frenar la deforestación en Colombia.
Webinfomil.com
¡Síguenos en Facebook y en Twitter y no te pierdas de nuestras más recientes noticias!