Full width home advertisement

Destacado

Mundo

Industria

Colombia

Latinoamérica

Post Page Advertisement [Top]

Los Astilleros y Maestranzas de la Armada (ASMAR), en su planta industrial de Talcahuano, iniciaron de manera simbólica, la construcción del primero de cuatro buques multipropósitos que reemplazarán a igual número de embarcaciones que hoy prestan servicio en la Marina de Guerra de Chile.

Fue mediante el corte la primera plancha del futuro buque que se dio por comenzado de manera oficial este proceso, para el que se organizó una ceremonia donde participaron el presidente de la República Sebastián Piñera, el Comandante en Jefe de la Armada, Juan Andrés de la Maza y el Ministro de la Defensa Baldo Prokurica, entre otras autoridades nacionales y locales.

El propósito de la Armada es poder sostener un “Plan Nacional de Construcción Continua” en el astillero, de modo que llegar a la próxima década con la capacidad de continuar la fabricación, ahora con Fragatas, para iniciar el proceso de recambio escalonado de aquellas que prestan servicio en la Escuadra Nacional, en un periodo no menor a 20 años, como lo señaló el Director General de los Servicios de la Armada, Contraalmirante Pablo Nieman.

“El proyecto Escotillón IV es el paso adecuado y requerido para responsablemente avanzar en la dirección de un Plan Nacional Continuo de Construcción Naval que nos lleve a la fabricación en el país de buques de aún mayor complejidad que son las fragatas de la escuadra nacional, eso sí, de la próxima década”, indicó el oficial Naval.

Sobre los beneficios para el país que tendría completar este plan, Nieman sostuvo que son muchos los sectores de la economía que podrían desarrollarse, dándole al país, además la capacidad de tener altos niveles de independencia, en un área tan sensible como el de la construcción naval militar.

“Las iniciativas, proyectos de investigación y desarrollo que se generan al alero del Plan Nacional Continuo de Construcción Naval serán un nuevo impulso al desarrollo nacional  ya que implican activar una industria paralela en varias regiones potenciando la creación de valor , el empleo de calidad, la mano de obra calificada, promoviendo la creación de planes de educación técnicos y universitarios asociados a la actividad marítima y finalmente el surgimiento de pequeñas y medianas empresas en el rubro de la construcción naval, que estimamos, dejarán más del 50% de la inversión en el país”, explicó la autoridad institucional.

Los cuatro buques que se construirán en el proyecto Escotillón IV reemplazarán a las embarcaciones que hoy prestan tarea en el Comando de Anfibio y de Transportes Navales, estas son las barcazas Chacabuco y Rancagua, el transporte Aquiles y el buque multirol Sargento Aldea.


El buque tendrá una capacidad de operación de 187 días al año, siendo sus características principales los 110 metros de eslora, 21,8 metros de manga y un desplazamiento de 7.987 toneladas. 

Además, tendrá la capacidad de operación de helicópteros, movimiento de carga con grúa, transporte de contenedores y vehículos pesados y de pasajeros y podrá transportar 250 efectivos de la Brigada Anfibia Expedicionaria y su equipo asociado.

La embarcación poseerá un alcance de 7.000 millas náuticas y 30 días de autonomía. El proyecto, que comenzó a gestarse en 2019, se estima que esté en construcción en la grada de lanzamiento hasta 2024, para posteriormente ser terminado a flote.

Estas unidades realizarán transporte de equipo y personal militar para realizar operaciones anfibias; transporte administrativo de tropas y vehículos militares motorizados y blindados; apoyo para operaciones de apoyo humanitario; transporte en tiempo de paz para apoyo logístico de la Armada y conectividad de territorios aislados; apoyo a otras instituciones del Estado en el transporte de personas y carga; apoyo a la comunidad en operativos médicos; y operaciones en aguas antárticas para apoyo y transporte logístico de personal, carga y combustible.

El Presidente de la República, Sebastián Piñera, participó del primer corte de plancha, con lo cual se dio por iniciada la fabricación, diseñada en 42 bloques que componen las diferentes partes del casco y superestructura del buque. 

“Con este proyecto Escotillón IV ponemos en marcha un Plan de Desarrollo en Asmar de una capacidad de construir una nueva generación de buques de transporte y anfibios para hacer frente a las múltiples necesidades que hoy podemos anticipar, pero también, porque Chile es un país de adversidades, a las múltiples adversidades que el futuro pondrá en nuestro camino”, dijo.

“Nuestras Fuerzas Armadas tienen como principal misión proteger nuestra soberanía, nuestra integridad, nuestra independencia, nuestro territorio. Pero también, la enorme responsabilidad de participar y aportar en tiempos de paz para la mejor calidad de vida de nuestros habitantes (…) quiero expresar el orgullo que siento y el entusiasmo que comparto por este proyecto de Escotillón IV”, destacó el Presidente Piñera.
Asmar inició la construcción del primero de cuatro buques multipropósito para la Armada de Chile.
Webinfomil.com Actualidad, Seguridad y Defensa.
¡Síguenos en Facebook y en Twitter y no te pierdas de nuestras más recientes noticias!