Full width home advertisement

Destacado

Expodefensa 2021

Colombia

Latinoamérica

Mundo

Post Page Advertisement [Top]

Rusia se está preparando para invadir Ucrania a principios del próximo año con una fuerza mucho mayor que cualquier otra vista en el conflicto hasta la fecha, así lo aseguraron en días recientes fuentes de la inteligencia militar ucraniana, citados por el diario Military Times.

El Kremlin ha enviado 92.000 soldados a su frontera occidental y podría lanzar una ofensiva de múltiples frentes en enero o febrero, dijo Kyrylo Budanov, jefe de inteligencia de defensa de Ucrania. El asalto incluiría ataques aéreos, así como asaltos anfibios a través de los puertos ubicados en el Mar Negro.

La inteligencia ucraniana publicó un mapa que detalla su evaluación de cómo se desarrollaría la invasión, con las fuerzas rusas penetrando profundamente en el país desde el norte, el este y el sur. Sería una operación mucho más tradicional y sangrienta que la toma de Crimea por parte del Kremlin en 2014.

Tal ataque probablemente involucraría ataques aéreos, ataques de artillería y blindados seguidos de asaltos aéreos en el este, asaltos anfibios en Odessa y Mariupol y una incursión más pequeña a través de la vecina Bielorrusia.

Michael Kofman, director de estudios sobre Rusia en el Centro de Análisis Navales de Estados Unidos, dijo en Twitter que, no obstante, el escenario era realista: "Creo que esta es una imagen aleccionadora y bastante precisa de lo que se está considerando", escribió en Twitter. “El ejército ruso puede hacer esto. Esta es la iteración del peor de los casos de varias contingencias posibles".

Budanov dijo que la prioridad de Moscú era aumentar la presión interna sobre el gobierno ucraniano a través de campañas de desinformación, pero que recurriría a una incursión militar si estas tácticas no conducían a un cambio de gobierno en Kiev.

“Quieren hacer que la situación dentro del país sea cada vez más peligrosa y difícil, y crear una situación en la que tengamos que cambiar el gobierno”, dijo. "Si no pueden hacer eso, las tropas militares harán su trabajo".

Finalmente Budanov dijo que las evaluaciones de inteligencia de Estados Unidos y Ucrania sobre el momento de un ataque ruso son muy similares: “Nuestras evaluaciones son casi las mismas que las de nuestros colegas estadounidenses”, dijo.

En un viaje a Washington la semana pasada, Oleksii Reznikov, el ministro de Defensa de Ucrania, advirtió que Vladimir Putin estaba "jugando al ajedrez" con Occidente y todavía estaba considerando la posibilidad de embarcarse en una invasión en toda regla.

Reznikov, dijo que no estaba claro si el presidente ruso, Vladimir Putin, ya habría tomado la decisión de atacar, pero aseguró que Rusia está desarrollando la capacidad para hacerlo mediante el aumento de los números de tropas y los sistemas de armas en la ocupada península de Crimea y poniendo en escena sistemas ofensivos como los poderosos misiles balísticos de corto alcance Iskander y otras armas en otros lugares cerca de la frontera.

Sin embargo, cualquier ataque de este tipo seguiría primero a una serie de operaciones psicológicas actualmente en curso diseñadas para desestabilizar a Ucrania y socavar su capacidad de lucha: “Quieren fomentar el malestar, a través de protestas y reuniones, que demuestren que la gente está en contra del gobierno”, afirmó Reznikov.

Los gobiernos occidentales han expresado su preocupación por la acumulación de tropas rusas en la frontera, al tiempo que admiten la incertidumbre sobre si el presidente ruso está planeando una invasión o si está involucrado en el ruido de sables para disuadir a Kiev de intensificar su cooperación militar con la OTAN.

"No estamos seguros exactamente de qué está tramando Putin", admitió Lloyd Austin, secretario de Defensa de Estados Unidos, el pasado miércoles.

El Reino Unido por su parte, firmó un acuerdo de armas con Kiev este mes en el que se comprometió a la venta de 10 buques de guerra y nuevos sistemas de misiles para contrarrestar la amenaza de Moscú. Boris Johnson ha advertido que sería un "trágico, trágico error del Kremlin pensar que el aventurerismo militar puede ganar algo" en Ucrania.

Budanov dijo que Estados Unidos podría disuadir una invasión rusa aumentando su apoyo militar a Kiev. "Creo que no es suficiente para nosotros en este momento", dijo sobre los acuerdos de ayuda existentes. "Necesitamos más. Ningún país, excepto Ucrania, tiene una guerra abierta con Rusia. Y lo hemos hecho durante siete años. Por eso estamos seguros de que Estados Unidos debería darnos todo lo que no obtuvimos antes. Y ahora mismo, es el momento adecuado para esto porque después, podría ser muy tarde ".

En el primer semestre de 202, una acumulación militar rusa similar en la frontera generó temores de que Putin se estuviera preparando para una invasión de su vecino del suroeste, pero Moscú finalmente retiró sus tropas. Rusia dice que está respondiendo al aumento de los ejercicios de la OTAN cerca de sus fronteras.

Las tensiones entre Rusia y los miembros de la OTAN se han tensado cada vez más en las últimas semanas, con los gobiernos europeos acusando a Moscú de diseñar una crisis migratoria en la frontera entre Polonia y Bielorrusia.
La inteligencia militar ucraniana aseguró que Rusia invadiría Ucrania a principios de 2022
Webinfomil.com Actualidad, Seguridad y Defensa.
¡Síguenos en Facebook y en Twitter y no te pierdas de nuestras más recientes noticias!