Full width home advertisement

Destacado

Mundo

Industria

Colombia

Latinoamérica

Post Page Advertisement [Top]

Por primera vez en casi 10 años un buque de guerra de la Armada de los Estados Unidos recaló en un puerto ecuatoriano. Se trata del destructor de la clase Arleigh Burke USS Pinckney, navío que llegó a la ciudad costera de Manta -ubicada en la provincia de Manabí- a aprovisionarse de alimentos y combustible.

El USS Pinckney, así como otros buques de la Armada y del Servicio de Guardacostas de los Estados Unidos, están operando actualmente en aguas de Latinoamérica como parte de la operación antinarcóticos “más grande de Occidente” anunciada en abril por el presidente de Estados Unidos, Donald Trump.

El USS Pinckney está desplegado en el área de operaciones de la Cuarta Flota de los Estados Unidos realizando operaciones antidrogas para el Comando Sur de los EE.UU. y la Fuerza de Tarea Conjunta Interagencial Sur en el Mar Caribe y el Pacífico Oriental.

Esta misma embarcación se vio involucrada hace un mes en un episodio internacional al navegar muy cerca de las costas de Venezuela, en respuesta -según Estados Unidos- a un “excesivo reclamo marítimo” de Caracas, algo que las autoridades del régimen chavista venezolano calificaron como una “provocación”. 

“Hoy el destructor 'USS Pinckney', un barco lanzamisiles de clase Arleigh Burke desafió el excesivo reclamo marítimo de Venezuela en aguas internacionales durante un exitoso ejercicio de navegación en el Mar Caribe”, informó el Comando Sur de Estados Unidos el pasado 15 de julio.


“La Armada de EEUU lleva a cabo operaciones de libertad de navegación en todo el mundo para demostrar el compromiso de los Estados Unidos de defender los derechos, las libertades, el acceso y los usos legítimos de las aguas internacionales y el espacio aéreo garantizado a todas las naciones”, remarcó en su momento el informe oficial.

El 23 de junio, Estados Unidos lanzó una operación similar con el buque de guerra “Nitze (DDG 94)” , un ejercicio que Caracas tildó de “provocación” informando que la nave se acercó a 30 millas de la costa. Estados Unidos sostiene que la marina operó en aguas internacionales, fuera de las 12 millas náuticas que son jurisdicción venezolana.

Las naves de guerra de la marina estadounidense rutinariamente realizan estas “operaciones de libertad de navegación” en aguas internacionales de todo el mundo, en especial en el Pacífico, donde China ha estado en los últimos años reclamando más espacios a costa de sus vecinos.

El 1 de abril, el Comando Sur de los EE. UU. inició las operaciones mejoradas contra el narcotráfico en el hemisferio occidental para interrumpir el flujo de drogas en apoyo de los objetivos presidenciales de seguridad nacional.

Numerosas agencias estadounidenses de los Departamentos de Defensa, Justicia y Seguridad Nacional cooperan en el esfuerzo por combatir el crimen organizado transnacional. Así mismo la Guardia Costera, la Marina, Aduanas y Protección Fronteriza, el FBI, la Administración de Control de Drogas y el Servicio de Control de Inmigración y Aduanas, junto con agencias internacionales asociadas, desempeñan un papel fundamental en las operaciones antidrogas.
Webinfomil.com Actualidad, Seguridad y Defensa.
¡Síguenos en Facebook y en Twitter y no te pierdas de nuestras más recientes noticias!