Full width home advertisement

Destacado

Industria

Colombia

Latinoamérica

Mundo

Post Page Advertisement [Top]

Cerca de las 10 de la mañana de este miércoles 26 de febrero (hora colombiana) aterrizó en territorio chino el avión Boeing KC-767 'Júpiter' de la Fuerza Aérea Colombiana que cumple la misión de evacuar a los 12 connacionales y sus familias que viven en la ciudad de Wuhan, epicentro del brote coronavirus COVID-19 que azota al país asiático y a otras naciones del mundo.

La Cancillería colombiana confirmó que los ciudadanos colombianos estaban esperando cumplidos bajo todos los parámetros de salud y seguridad en el aeropuerto de Wuhan la llegada del avión de la Fuerza Aérea para continuar con el protocolo y abandonar China en las 3 horas habilitadas por las autoridades.

El avión, un Boeing 767, de matrícula FAC-1202, programado para la misión, estará dividido en tres secciones aisladas: tripulación, médicos y pasajeros; así mismo, la aeronave será esterilizada antes del vuelo y posterior al mismo, para lo cual se han dispuesto equipos de aspersión con peróxido de hidrógeno. Todos los tripulantes deberán ceñirse a estrictos protocolos al finalizar la jornada.

La aeronave estará en Wuhan alrededor de 3 horas, mientras se surten todos los protocolos para el abordaje de los connacionales, para ello, el Gobierno de la República Popular China ha establecido que los pasajeros que presenten síntomas no podrán abordar la aeronave. Consecuentemente, se ha destinado un equipo médico que verificará minuciosamente a cada uno de los beneficiarios del vuelo.

El Ministerio de Salud ha capacitado a los tripulantes del vuelo, entregándoles trajes Tyvek, prendas especiales para cumplir este tipo de misiones y garantizar su protección sanitaria, indumentaria que deberán usar en todo momento. Así mismo, la Fuerza Aérea ha compartido las lecciones aprendidas de otros vuelos humanitarios realizados a lo largo de su primer siglo de existencia.

La ruta de regreso tendrá una duración de 36 horas y hará escalas en Mumbai (India) y Sevilla (España) para aterrizar finalmente en Bogotá el próximo 26 de febrero en horas de la noche. Dos tripulaciones completas de su Fuerza Aérea Colombiana, compuestas por pilotos, ingenieros de vuelo y maestros de carga garantizarán más de 30 horas continuas de vuelo con los más altos estándares de seguridad operacional durante la misión.

Así mismo, la Institución ha adelantado las coordinaciones y esfuerzos necesarios para que el regreso sea totalmente autónomo, para ello lleva a bordo desde Colombia, alimentos, bebidas y elementos de primera necesidad para los pasajeros; El avión fue dotado con todos los requerimientos necesarios para que pueda cumplir el exigente itinerario.

“Me siento muy orgulloso de ser el Comandante de esta misión tan importante para nuestro país” fueron las palabras que expresó el Coronel Rolando Aros Riaño, piloto de Júpiter 767 y comandante de esta tripulación que cumplirá la misión encomendada de manera segura y profesional, gracias a la experiencia, destreza y capacitación con la que cuentan, para seguir minuciosamente los protocolos establecidos por las autoridades sanitarias.
Webinfomil.com Actualidad, Seguridad y Defensa.
¡Síguenos en Facebook y en Twitter y no te pierdas de nuestras más recientes noticias!

Bottom Ad [Post Page]