Full width home advertisement

Destacado

Industria

Mundo

Colombia

Latinoamérica

Post Page Advertisement [Top]

Paraguay evalúa la posibilidad de adquirir, por un costo de 121 millones de dólares, seis aeronaves A-29 Súper Tucano de fabricación brasileña, para apoyar la lucha contra el crimen organizado y el narcotráfico, anunció este jueves el comandante de la Fuerza Aérea, general Julio Fullaondo.

Los 121 millones de dólares para la compra de los seis aviones cubrirían los gastos de entrenamiento de personal, la formación de ocho pilotos y 12 mecánicos, la construcción del hangar, el soporte logístico y componentes como un simulador, explicó el comandante de la FAP, general Julio Fullaondo Céspedes.

La compra, de la que aseguró "apenas se están iniciando las conversaciones", incluiría armamento y la revitalización de seis aeronaves AT-27 tucanos, adquiridas por el país en 1987.

Además, el entrenamiento de 8 pilotos y 12 mecánicos, explicó el jefe militar, quien admitió que aún no disponen de recursos, por lo que "se estaría viendo la fuente de financiamiento".

Fullaondo declaró a la prensa durante un acto para conmemorar el 101 aniversario de la Fuerza Aérea Paraguaya, celebrado en la ciudad de Luque, y que encabezó el presidente del país, Santiago Peña.

Al intervenir en la ceremonia, Fullaondo aseguró que en la Fuerza Aérea está abocada a un "plan de fortalecimiento institucional destinado a impulsar los diversos proyectos de adquisición, a fin de obtener modernos medios aéreos y de detección, de manera a ejercer en forma eficiente" su misión constitucional.

Por su parte, el ministro de Defensa, Óscar González, aclaró que la intención de renovar las aeronaves hace parte de una "carrera en contra del crimen organizado, no para tener espíritu bélico hacia otros países, menos todavía vecinos".

"Pero sí que necesitamos de aeronaves, necesitamos de tecnología, necesitamos de armamentos, vehículos blindados para el Ejército, embarcaciones para la Armada. Todo eso debe ser un conjunto para que realmente podamos cumplir eficientemente con nuestra misión constitucional", argumentó.

La autoridad militar admitió que aún no está definida la fuente de financiamiento para obtener los aviones, "pero el ministro de Defensa -aseguró- ya está en conocimiento de la necesidad que existe de fortalecer la flota".

El jefe de las FAP confirmó que la última compra de este tipo de aeronave de guerra por el Estado paraguayo fue en 1987, cuando adquirió los referidos AT27, que hoy necesitan reactivación.

Los aviones Super Tucano -según expertos- están preparados para ataques ligeros, reconocimiento armado y entrenamiento avanzado, tienen capacidad para controlar el espacio aéreo y también son dúctiles para incorporar armamentos a su estructura.
Paraguay evalúa la compra de seis aeronaves A29 Súper Tucano por 121 millones de dólares