Full width home advertisement

Destacado

Industria

Mundo

Colombia

Latinoamérica

Post Page Advertisement [Top]

Una coalición de 23 países anunció este jueves más envíos de artillería a Ucrania para que haga frente a los ataques rusos, a pocas semanas de que se cumplan ya dos años de esta guerra. Entre los Estados miembro de este nuevo grupo se encuentran Francia, Estados Unidos, Canadá, España, Alemania y Turquía, entre otros.

En una participación virtual del encuentro que reunió en París a las naciones participantes, el ministro de Defensa ucraniano aseguró que “no hay alternativa a la artillería moderna” y “debemos proseguir nuestros esfuerzos y aumentar nuestra producción de municiones”. Asimismo, el funcionario aprovechó su alocución para enfatizar en la “escasez de municiones” que enfrentan sus tropas en el frente de batalla, un problema “real y acuciante” que podría demorar sus ofensivas y afectar su capacidad de defensa, de no resolverse pronto.

“Tenemos que reforzar las capacidades de defensa ucranianas para proteger al mundo libre contra el peligro ruso”, agregó más tarde en un mensaje en redes sociales.

El anuncio se dio en un momento en que Ramstein, el grupo de contacto para la defensa de Ucrania, compuesto por más de 50 países divididos en subgrupos, tiene prácticamente congeladas sus actividades desde hace meses, lo que generó reclamos de Kiev.

Por su parte, Francia se comprometió a ir aún más allá con sus envíos y anunció el desbloqueo de 50 millones de euros (USD 54 millones) que estarán destinados a 12 cañones Caesar, que suelen ir en camiones y pueden lanzar obuses de 155 milímetros a una distancia de 40 kilómetros. En el pasado, tanto París como Copenhague habían suministrado a Kiev este armamento, fabricado por la compañía francesa Nexter, por lo que los seis nuevos que llegarán “en las próximas semanas” se sumarán a los ya existentes 49.

Dado que son de elaboración nacional, Francia tiene la capacidad de producir los cañones por un valor de 250 millones de euros (USD 270 millones), un costo “accesible para los diferentes presupuestos de los aliados” que participan del acuerdo. Inclusive, el ministro de Defensa francés, Sébastien Lecornu, adelantó que se está trabajando contrarreloj para producir 72 más de estos cañones antes de principios de 2025, de los cuales 12 serán completamente financiados por su nación y sólo quedarán 60 a dividirse entre los aliados.

Por su parte, el presidente Volodimir Zelensky conversó con su homólogo Emmanuel Macron y le agradeció el impulso de la coalición así como su compromiso con el envío de la artillería durante este año. También, los mandatarios aprovecharon la llamada para abordar en detalle la situación en el campo de batalla y las necesidades específicas de defensa de Kiev, que incluyó un listado de armas que podrían formar parte del próximo paquete de ayuda militar del Palacio del Elíseo.

“Es importante seguir fortaleciendo el sistema de defensa aérea de Ucrania”, insistió Zelensky en su canal de Telegram.

Por último, el Presidente extendió su agradecimiento a las empresas francesas por su apoyo activo e inversiones en la materia, que permiten la llegada de armamento clave, y adelantó que los gabinetes de ambos países recibieron instrucciones para “comenzar a preparar la próxima visita del Presidente francés a Ucrania” en el que podría debatirse un acuerdo bilateral sobre garantías de seguridad, similar al que Kiev alcanzó días atrás con el Reino Unido.
Una coalición de 23 países anunció más envíos de artillería a Ucrania para hacer frente a los ataques rusos