Full width home advertisement

Destacado

Industria

Mundo

Colombia

Latinoamérica

Post Page Advertisement [Top]

En una trascendental reunión del Comité Ejecutivo de la Industria de Defensa Turca, celebrada el 3 de enero de 2024 y presidida por el mandatario Recep Tayyip Erdoğan en el Complejo Presidencial, se anunciaron decisiones cruciales para el desarrollo de la defensa en Turquía. En esta sesión estratégica, se dio luz verde a la fase de diseño de un innovador portaaviones y se autorizó la construcción de cuatro fragatas adicionales de la clase I.

Durante la reunión, se llevaron a cabo evaluaciones exhaustivas sobre el estado actual de la industria de defensa turca, así como sobre los objetivos futuros y proyectos esenciales. Entre las decisiones más destacadas, se encuentra la iniciación de la fase de diseño del portaaviones, que se proyecta como una versión más extensa y avanzada del actual TCG Anadolu.

Este proyecto, anticipado previamente por el presidente Erdogan, adquiere ahora oficialidad y se suma a las ambiciosas iniciativas destinadas a fortalecer la flota naval turca. La relevancia de esta decisión reside en la proyección de un aumento significativo en la capacidad militar y estratégica del país en la región.

Además del proyecto del portaaviones, se aprobó la construcción de cuatro fragatas adicionales de la clase I, una medida que refuerza aún más la presencia naval turca. La primera fragata de esta clase, TCG Istanbul, está programada para ser comisionada en las próximas semanas, seguida por otras tres que se integrarán a la Armada turca en los próximos tres años.

Cabe destacar que, a pesar de especulaciones anteriores sobre la posibilidad de adquirir fragatas de la clase 23 del Reino Unido, la decisión actual refleja el compromiso de Turquía de satisfacer esta necesidad utilizando recursos nacionales. Este enfoque demuestra la confianza del país en su capacidad para desarrollar y construir internamente tecnologías avanzadas de defensa.

No obstante, la ausencia de información sobre el proyecto del destructor TF-2000 genera interrogantes. Dada la intención declarada de la Armada turca de consolidar su presencia en aguas internacionales con el TCG Anadolu, la omisión de un buque de guerra AAW (Defensa Antiaérea) en las decisiones resulta notable. Se espera que el diseño y la construcción de este destructor comiencen en los próximos años para fortalecer aún más las capacidades de defensa aérea de Turquía.

En el ámbito de la construcción naval, las decisiones recientes también incluyen la luz verde para la construcción de otros buques, como las dos primeras patrulleras marítimas de la clase Hisar, actualmente en fase de construcción en ASFAT Inc. Istanbul Naval Shipyard. Además, el proyecto de la Embarcación de Patrulla Rápida Tipo Turco ha avanzado a la fase de construcción, marcando un hito en la transición hacia embarcaciones más modernas que reemplazarán a las actuales.

En resumen, las decisiones tomadas en esta reunión del Comité Ejecutivo de la Industria de Defensa Turca delinean un panorama de expansión y modernización para la Armada turca. Estas medidas estratégicas refuerzan el compromiso del país con la autonomía y el desarrollo interno en el ámbito de la defensa, consolidando su posición como actor clave en el escenario internacional.
Turquía da luz verde a la construcción de un nuevo portaaviones y 4 fragatas Clase I