Full width home advertisement

Destacado

Industria

Mundo

Colombia

Latinoamérica

Post Page Advertisement [Top]

La incertidumbre que rodea la posible renovación de la flota de aviones Kfir por parte de la Fuerza Aeroespacial Colombiana (FAC) ha generado un clima de expectación en el sector de defensa. Estos aviones, fundamentales para las operaciones militares y la salvaguarda del territorio nacional, están al borde de cumplir su vida útil, y algunos de ellos ya se encuentran inactivos en tierra. 

El general Carlos Carlos Silva, segundo comandante de la FAC, destacó la meticulosidad técnica con la que la Fuerza Aeroespacial ha abordado la cuestión, habiendo completado informes técnicos que detallan las características distintivas de cada aeronave. El alto oficial aseguró que la decision final está en estos momentos en manos del gobierno de Gustavo Petro quien posee la evaluación de los aviones candidatos a reemplazar los Kfir.

"La Fuerza Aeroespacial hace su trabajo desde el punto de vista técnico, de hacer un análisis y una matriz de evaluación. No hay dos aviones iguales o que se parezcan, cada uno tiene unas características que los hacen muy particulares. Y la FAC está lista para presentar esa información que ya se ha presentado en las instancias superiores del Gobierno. Estamos a la espera de una decisión del Gobierno", señaló Silva.

Vale la pena recordar que, desde finales de 2022, el Gobierno ha estado evaluando posibles contratos con diversas empresas (Saab y Dassault) para la adquisición de nuevos aviones. No obstante, la demora en la toma de decisiones ha dejado un vacío estratégico respecto a la hoja de ruta para la renovación de la flota.

El tema ha adquirido una nueva relevancia en el último mes, especialmente durante las tensiones diplomáticas de Petro con Israel. La orden dada por el gobierno israelí de suspender las exportaciones de equipos de seguridad a Colombia añadió un elemento de urgencia, debido a que en este momento peligran los contratos de mantenimiento de los aviones Kfir y está en duda su operatividad a futuro. 

Aunque hasta el momento no se ha confirmado ninguna cancelación, esta situación destaca la vulnerabilidad de la operatividad de los aviones de combate de origen israelí en medio de disputas internacionales.

Un reciente informe del Grupo de Investigación en Seguridad y Defensa de la Universidad Nacional de Colombia (Unal) aseguró que la falta de decisión del Gobierno nacional para determinar si reemplaza o no los aviones Kfir está debilitando la defensa del país.

El documento recordó que “los Kfir son los únicos aviones de superioridad aérea con los que cuenta la FAC; sin embargo su vida útil se acerca a su fin, a pesar de haber sido repotenciados. (...) Los más de 40 años de servicio han pasado factura, y ahora representan un gran gasto de operación y crecientes peligros para los pilotos, sin contar con que, comparativamente, se han quedado relegados ante otras fuerzas aéreas de la región”, se lee en el informe.

De acuerdo con el grupo de investigación de la Universidad Nacional, las aeronaves de defensa son importantes en el país no solo “en la lucha contra grupos insurgentes como para atacar el tráfico de drogas”, sino también para defender al territorio nacional de potenciales amenazas en el espacio aéreo.

Hasta el momento, el Gobierno nacional no se ha pronunciado sobre las declaraciones del segundo comandante de la FAC, el general Carlos Silva, quien asegura que solo falta una decisión del Gobierno para saber si se reemplaza la flota de los Kfir o no.
La Fuerza Aérea Colombiana sigue a la espera de una decisión del Gobierno Petro para reemplazar los Kfir