Full width home advertisement

Destacado

Industria

Mundo

Colombia

Latinoamérica

Post Page Advertisement [Top]

Ucrania ha estrenado los esperados misiles estadounidenses de larga distancia ATACMS para destruir por lo menos 10 helicópteros rusos y otro equipamiento militar en dos aeródromos de las ciudades ocupadas al este del país. Así lo han asegurado el diputado ucraniano Oleksí Goncharenko y el presidente Volodimir Zelenski.

"Sí. Mis fuentes lo confirman", afirmó el legislador quien explicó que el aeródromo de Lugansk fue alcanzado con ATACMS y afirmó que los ataques habrían causado numerosas bajas rusas.

El ataque alcanzó también equipos militares variados, un sistema de defensa antiaérea, depósitos de municiones y pistas, dijo en un comunicado. Añadió que decenas de efectivos militares rusos resultaron heridos en el ataque llamado Operación Libélula.

Goncharenko ha publicado en su cuenta de Twitter fotos con restos de estos misiles supuestamente difundidas por fuentes rusas que hacían referencia a los dos ataques. "Los ATACMS ya están con nosotros. El aeródromo de Berdiansk y el equipamiento enemigo fueron golpeados con ellos", ha escrito el parlamentario en su cuenta de la red social X.

El presidente Zelenski, por su parte, expresó un agradecimiento especial a Estados Unidos en su discurso habitual: "Gracias de manera especial a los Estados Unidos. Nuestros acuerdos con el presidente Biden se están implementando. Se ejecutan de una forma muy precisa: los ATACMS han pasado la prueba", dijo Zelenski.
Ucrania estrenó sus misiles ATACMS destruyendo de un solo golpe más de 10 helicópteros rusos
Estados Unidos nunca confirmó el envío de este tipo de misiles a Ucrania. que pidió durante meses sin éxito este tipo de armamento a EEUU.

Los misiles ATACMS son una de las armas que Ucrania más deseaba obtener de Estados Unidos. El sistema de misiles tácticos convencionales del Ejército de Tierra (ATACMS, por sus siglas en inglés) es un sistema de ataque superficie-superficie de alta precisión y un alcance de hasta 300 kilómetros que fabrica la empresa estadounidense Lockheed Martin.

Fueron utilizados con gran efectividad por primera vez durante la operación Tormenta del Desierto, entre 1990 y 1991, cuando una coalición liderada por Estados Unidos atacó Irak en respuesta a su invasión de Kuwait.

Estos misiles cuentan con un motor de propelente sólido y pueden ser lanzados tanto por el sistema M270 Multiple Launch Rocket System (MLRS) como por el más avanzado M142 High Mobility Artillery Rocket System (HIMARS). Ucrania tiene ahora tanto MLRS, un vehículo autopropulsado equipado con orugas, como HIMARS, que está montado en un camión militar.

Si bien algunas versiones del misil tienen un alcance de hasta 300 kilómetros (180 millas), el funcionario dijo que los enviados a Ucrania tienen menor alcance y pueden llevar municiones de racimo, adecuadas para el ataque a pistas aéreas.