Full width home advertisement

Destacado

Industria

Colombia

Latinoamérica

Mundo

Post Page Advertisement [Top]

La Unidad Médica de Aeroevacuacion (UMAER) del Ejército del Aire de España ha conseguido un nuevo logro, uno de los A400M del Ala 31 basada en Zaragoza, ha sido medicalizado a capacidades máximas y se ha logrado validar el transporte de 5 enfermos críticos y 14 de cuidados menores.

El A400M es el avión de transporte más grande y moderno de Europa. Fabricado en la factoría de Airbus en Sevilla, es operado por las fuerzas aéreas de Alemania, Reino Unido, Francia y España, entre otras.

El montaje de los pallets que convierten el avión de transporte en un verdadero hospital volante se ha realizado en la base aérea de Torrejón (Madrid).

A continuación se ha realizado un vuelo de verificación de compatibilidades, para comprobar que los equipo médicos no interfieren con los del avión, que las tomas de corriente son compatibles y otros muchos aspectos técnicos que hay que tener en cuenta en una operación tan compleja.

La UMAER tiene capacidad de montar una UCI en distintos tipos de aviones del Ejército del Aire. Cada configuración se adapta a la capacidad de la aeronave.

La jefa de la Unidad Médica de Aeroevacuación, teniente coronel Pilar Salvador, aseguró que “Es un lujo poder montar en tiempo mínimo una UCI en el aire no para un paciente sino para varios. Se han realizado configuraciones ya validadas en tres medios, C295, A400M y Helicóptero HD21, a falta de validar la nueva configuración por modernización de material de la unidad en otros dos aviones. Nuestro medio es el aire, nuestro lema ‘ Por el aire siempre a tiempo’.

La teniente coronel Salvador presume orgullosa de su unidad. “Soy la jefe de la mejor unidad de sanidad, preparada para salir en dos horas a cualquier parte del mundo con un equipo extraordinario de personal, médicos, enfermeros y técnicos sanitarios. Es un honor y un orgullo profesional. Es el gran reto de mi vida profesional”.

Su unidad, punta de lanza de la Operación Balmis, tiene que responder actualmente a las disposiciones habituales del servicio y a la excepcionalidad de esta pandemia. “El personal está protegido, confinado sin mantener contacto entre ellos para evitar contagios y tener siempre personal disponible y preparado. Hoy mismo se está participando en una repatriación de personal y en una evacuación complicada por COVID-19. Nuestro personal da todo lo que son y todo lo que tienen para que todo vaya bien”.

“Ésta es la operación más dura a la que me he enfrentado”, reconoce esta médico militar. “Luchamos contra la crisis y seguimos haciendo evacuaciones del personal desplegado en operaciones de mantenimiento de la paz. Sigue habiendo infartos, hemorragias, fracturas. Todo tipo de patologías que hay que resolver de igual manera. He vivido guerras reales como Bosnia, Kosovo, Afganistan, nosotros no nos entrenamos para la guerra, nos enfrentamos a ella en misión real a diario”.

Del mismo modo, el pasado 3 de abril se consiguió validar la configuración del avión C-295 del Ala 35 , demostrando su capacidad para poder evacuar a 3 pacientes críticos y 4 de cuidados menores.

"Trabajamos sin descanso para conseguir diseñar todas las configuraciones posibles y validar las máximas capacidades de las aeronaves, para estar a la altura de las necesidades de la sociedad española en estas circunstancias tan críticas" destacó el Ejército del Aire en un comunicado.
Webinfomil.com Actualidad, Seguridad y Defensa.
¡Síguenos en Facebook y en Twitter y no te pierdas de nuestras más recientes noticias!