Full width home advertisement

Destacado

Industria

Colombia

Latinoamérica

Mundo

Post Page Advertisement [Top]

La aerolínea ecuatoriana Tame, fundada hace casi seis décadas, entrará en liquidación dentro de las medidas de ahorros previstas por el Gobierno del presidente Lenín Moreno para hacer frente a las consecuencias de la pandemia del COVID-19, aunque aseguró que preservará las conexiones internas que no tienen otras alternativas.

"Tame, que ha perdido más de 400 millones de dólares en los últimos cinco años, entrará en liquidación", anunció Moreno en un discurso a la nación en la que enumeró todas las medidas que se adoptarán para ahorrar 4.000 millones de dólares en el gasto público.

Tame es una aerolínea que comenzó en 1962, como una compañía militar, por lo que su nombre era el acrónimo de Transportes Aéreos Militares Ecuatorianos (TAME).

La aerolínea, actualmente semiparalizada debido al coronavirus, mantiene vuelos nacionales e internacionales. Este mes habia anunciado una importante reducción en su fuerza laboral.

La liquidación se hará, dijo Moreno, “preservando las rutas que conectan lugares que no tienen alternativas privadas”, en referencia a aquellas ciudades en la Amazonía y el sur del país a las que otras aerolíneas que operan vuelos nacionales no llegan por no ser rentables.

Tame actualmente tiene vuelos locales entre: Quito, Guayaquil, Manta, Cuenca, Esmeraldas, Loja, Galápagos, Lago Agrio, Coca y Santa Rosa. Mientras que en el extranjero con: Cali (Colombia) y Fort Laudardale (Estados Unidos).

La línea aérea ecuatoriana se encuentra parcialmente paralizada debido al estado de excepción por la emergencia sanitaria decretada a mediados de marzo, y en los últimos dos meses sólo realiza vuelos de carácter humanitario, como la repatriación de ciudadanos ecuatorianos.

TAME estaba conformada por una flota de cinco aviones: un Airbus A320, un Airbus A319 y tres ATR42-500.

Además de TAME, el presidente de Ecuador anunció hoy un recorte del gasto público de más de 4.000 millones de dólares para enfrentar la grave situación financiera del país agravada por la emergencia sanitaria por el COVID-19.

Entre las medidas adoptadas figuran la eliminación de siete empresas públicas: Ferrocarriles, Siembra, Medios Públicos, Crear, Ecuador Estratégico, Correos del Ecuador y la Unidad Nacional de Almacenamiento. El jefe del Ejecutivo ecuatoriano recalcó que las empresas públicas "que no se eliminan reducirán sustancialmente sus gastos".
Webinfomil.com Actualidad, Seguridad y Defensa.
¡Síguenos en Facebook y en Twitter y no te pierdas de nuestras más recientes noticias!