La Presidencia de la República, la Vicepresidencia de la República, el Ministerio de Defensa, la Policía Nacional y las alcaldías de las ciudades incluidas en la agenda papal anunciaron las medidas para garantizar la convivencia ciudadana durante la visita del Papa Francisco a Bogotá, Villavicencio, Medellín y Cartagena, entre el 6 y el 10 de septiembre próximo.

Solo en la capital del país, un total de 14.411 miembros de distintas unidades y especialidades de la Policía Nacional y más de 3.600 del Ejército Nacional serán los encargados de velar por la seguridad y la convivencia en los trayectos y las actividades programadas en la agenda del Sumo Pontífice.

Las autoridades diseñaron cuatro Puestos de Mando Unificado (PMU), que estarán integrados por delegados del Gobierno Nacional, las Fuerzas Militares, la Policía Nacional, la Defensoría del Pueblo, alcaldías locales y entidades del Distrito, como TransMilenio, las Secretarías de Salud, Gobierno y Ambiente, el Instituto Distrital de Gestión de Riesgos y Cambio Climático (Idiger) y el Cuerpo Oficial de Bomberos, entre otras.

Estos PMU estarán situados en la Dirección Antinarcóticos en Catam, la Plaza de Bolívar, el parque Simón Bolívar y la Sala Estratégica de la Policía Nacional, lugares desde los cuales las autoridades controlarán minuto a minuto todos los aspectos de logística, control de emergencias, movilidad y seguridad.

Hay que resaltar que Villavicencio, Medellín y Cartagena también contarán con estos centros de operación durante las horas de permanencia del Papa en dichas ciudades.

Además, en Villavicencio el dispositivo contará con 5.479 miembros de la Policía Nacional, Medellín con 6.193 y Cartagena con 4.259, para un total nacional, incluida Bogotá, de 30.342 uniformados de la Institución.

En Bogotá

El PMU de Catam, en Bogotá, por ejemplo, se activará desde los momentos previos a la llegada del Sumo Pontífice, a las 4:30 de la tarde del 6 de septiembre, cuando las autoridades tendrán la misión de monitorear todo el desarrollo de los recorridos y las actividades del Papa, que empieza con el traslado del papamóvil hasta la sede de la Nunciatura Apostólica, donde el Santo Padre pernoctará durante su permanencia en el país.

Como lo ha expresado públicamente el propio vicepresidente de la República, general ( r ) Óscar Adolfo Naranjo Trujillo, se calcula que solo sobre la calle 26 se congregarán entre 280.000 y 350.000 personas.

Incluso, se estima que en todo el país, por lo menos 4,5 millones de personas podrán tener contacto visual en algún momento con el Papa Francisco, bien sea durante las actividades públicas o sobre los 135 kilómetros de desplazamiento terrestre.

Para este primer tramo sobre la calle 26, más de 3.800 policías y militares estarán dispuestos a lo largo del trayecto y en las zonas cercanas, para garantizar el normal desarrollo del recorrido. Así mismo, se contará con el apoyo de unidades de los organismos de emergencias.

Una de las principales novedades tiene que ver con el diseño de Cuadrantes Integrados, conformados por policías y miembros del Ejército Nacional, que estarán estratégicamente ubicados en las zonas aledañas a los recorridos y puntos de permanencia del Papa.

Para el trayecto de Catam a la Nunciatura, por ejemplo, se instalarán cinco de estos cuadrantes en las localidades de Fontibón, Engativá, Teusaquillo y Los Mártires. Cada uno de los cuadrantes estará a cargo de un oficial.

Para ese día, TransMilenio anunció la suspensión del servicio y los cierres de las 13 estaciones sobre la Avenida El Dorado entre la una de la tarde y las 6:30 de la tarde. Las rutas del SITP asignadas a ese corredor tampoco circularán en ese horario. Así mismo, los 14 puentes peatonales ubicados en esta vía quedarán fuera de servicio antes y durante el desplazamiento del papamóvil.

El segundo día, 7 de septiembre, también habrá un plan especial para garantizar la convivencia ciudadana y el normal desarrollo de la agenda del Papa, que inicialmente contempla el traslado a la Casa de Nariño.

En todo este recorrido estarán activos seis Cuadrantes Integrados, así como el PMU de la Plaza de Bolívar, a donde se dirigirá posteriormente el Sumo Pontífice para sostener un encuentro con las juventudes. Para los dos puntos anteriores estarán dispuestos cerca de 1.800 policías.

Ese día habrá algunas restricciones en materia de movilidad en esa zona hasta el mediodía y, en el mismo horario, permanecerán cerradas las estaciones de TransMilenio de San Victorino, Las Nieves, San Diego, Museo Nacional, Universidades, Las Aguas y Museo del Oro.

En horas de la tarde se espera la asistencia de unas 600.000 personas en el parque Simón Bolívar, donde el máximo representante de la Iglesia Católica celebrará una eucaristía.

En este escenario operará otro PMU y ocho Cuadrantes Integrados, y habrá unas microzonas que contarán con capillas para la repartición de la comunión, puestos de atención médica, puntos de hidratación, gestores orientadores y servicios básicos de baños públicos. Para este escenario y sus alrededores la convivencia ciudadana será garantizada por más de 10.200 uniformados.

Además, la Policía Nacional tiene preparado un plan de seguridad con botes tripulados y buzos, ambulancias, cuerpos médicos y dispositivos de rescate en los alrededores del lago del parque Simón Bolívar.

Resto del país

En todo el país, 33.000 voluntarios fueron preparados por el Episcopado para servir como orientadores en los centros masivos donde se celebrarán las eucaristías en las cuatro ciudades incluidas en la visita papal. Se calcula, por ejemplo, que solo en Villavicencio unas 550.000 personas asistirán a la misa campal.

Entre el 8 y el 10 de septiembre se efectuarán desde Catam los ingresos y salidas del Papa Francisco, su comitiva y los periodistas de medios de comunicación internacionales que lo acompañarán a las otras tres ciudades.

Lo anterior está programado de la siguiente manera: 8 de septiembre, Villavicencio; 9 de septiembre, Medellín, y 10 de septiembre, Cartagena. Desde donde el Sumo Pontífice partirá hacia Roma.

Para monitorear estas y todas las actividades desarrolladas en las cuatro ciudades, las autoridades harán un seguimiento en tiempo real desde el PMU permanente situado en la Sala Estratégica de la Dirección General de la Policía Nacional.

Igualmente, las cuatro ciudades de la visita papal contarán con un helicóptero de la Policía Nacional, que estará sobrevolando como apoyo a los dispositivos tendientes a garantizar la seguridad y la convivencia.

El Vicepresidente ha recalcado que el dispositivo de seguridad en Colombia está basado en tres criterios fundamentales, que fueron transmitidos a las propias autoridades colombianas desde El Vaticano: austeridad, poca visibilidad armada y seguridad amigable.

La Policía Nacional quiere reiterar que ha efectuado jornadas de capacitación interna con el propósito de atender y orientar a los ciudadanos y visitantes que requieran información o atención durante la visita del Papa, no solo en las calles sino en puntos de ingreso a las ciudades como aeropuertos y terminales de transporte terrestre.

La Institución también ofrecerá la mejor atención posible a los extranjeros, gracias a los uniformados bilingües que estarán dispuestos en puntos estratégicos de las ciudades visitadas por el Papa Francisco.

Webinfomil.com Actualidad, Seguridad y Defensa.
¡Síguenos en Facebook y en Twitter y no te pierdas de nuestras más recientes noticias!

Acerca de WebInfomil

Webinfomil.com es el portal de noticias que te mantiene actualizado en todos los temas de la industria aerospacial, de defensa y seguridad; de Colombia, latinoamérica y el mundo
«
Entrada más reciente
»
Entrada antigua